La terminación del programa DACA es un acto político repulsivo el cual tiene consecuencias devastadoras para la comunidad de DCP y nuestra misión. #StandWithDreamers

Aproximadamente 10% de nuestro personal es impactado por esta decisión, mientras que el 20% de nuestros alumnos/graduados son “Dreamers” (Soñadores). Para sus aliados, hay sentimientos de coraje, remordimiento e impotencia. DACA fue una póliza transformadora que ofreció una plataforma para que los alumnos Soñadores pudieran lograr sus aspiraciones, y a la vez producir beneficios sociales y económicos para sus comunidades en todo el país. Mientras que DACA se suspende, el movimiento dirigido por los Soñadores es uno de los movimientos de derechos civiles más poderosos del momento.

DCP tiene un historial de casi veinte años de apoyar a nuestros Soñadores y sus familias. Antes que existiera DACA, el California Dream Act y hasta la ley AB 540, DCP estableció la fundación para asegurar que los Soñadores estuvieran preparados para matricularse directamente en colegios de dos y cuatro años. Los Soñadores también han tenido acceso a nuestro programa de becas para el colegio. Nuestros alumnos, junto con sus maestros y consejeros, establecieron los primeros clubs de Soñadores en escuelas. Hoy, nuestros alumnos son líderes en organizaciones de derechos para los inmigrantes en sus colegios y a través del estado.

Es sobre esta fundación en la cual DCP se vuelve a comprometer hacia nuestros Soñadores y nuestros valores de inclusión, igualdad y justicia.

DCP tiene planes de apoyar nuestra comunidad de las siguientes formas:

  • Privadamente identificar a recipientes de DACA quienes son elegibles para renovar su permiso de DACA y asistirles con la aplicación.

    El Equipo de Éxito Universitario de DCP estará a cargo de estos esfuerzos para apoyar a alumnos y graduados elegibles para renovar su estatus antes del 5 de octubre junto con organizaciones como SIREN. Dada la naturaleza del tema, haremos disponibles estos recursos e información a través de varios lugares para aquellos individuos quienes prefieren no identificarse. Nosotros no le obligaremos a ninguna persona que divulgue su estatus migratorio y tampoco guardaremos esta información.

  • Educar a nuestra comunidad acerca de las oportunidades que todavía existen para que los Soñadores puedan asistir y completar el colegio aún sin DACA

    La revocación de DACA no significa que los Soñadores deben abandonar sus sueños universitarios. Los Soñadores pueden seguir calificando para el California Dream Act que ofrece ayuda financiera para el colegio. Nos aseguraremos que nuestros alumnos de secundaria y preparatoria entiendan lo que pueden hacer para exitosamente asistir y pagar por el colegio. También animamos a nuestros graduados que sigan con sus planes universitarios y que consigan su diploma, así como muchos graduados de DCP lo lograron antes que existiera DACA. Aunque esta es una gran pérdida para nuestra comunidad, también reconocemos que este no es el fin de la lucha. El liderazgo de Soñadores a través del país nos da esperanza que pronto veremos un cambio. Por esta razón, seguiremos persiguiendo el sueño universitario con la misma pasión que siempre nos ha definido.

Mientras que deseamos que estas acciones ayuden a nuestra comunidad a seguir para adelante, sabemos que muchos de nuestros alumnos y sus familias seguirán viviendo con temor y presión bajo esta nueva realidad. DCP seguirá siendo un ambiente seguro donde nuestros Soñadores puedan seguir creciendo y aprendiendo. También nos comprometemos a seguir proveyendo recursos y apoyo en los próximos meses.

DCP está comprometido a avanzar los sueños universitarios de todos nuestros alumnos. A la comunidad de DCP en general, les pedimos que busquen formas concretas de apoyar a los Soñadores y que ayudan a educar e informar a aliados y que sean campeones de igualdad y justicia en su hogar y en todo el país.

En solidaridad,

Jennifer Andaluz
Co-Fundadora y Directora Ejecutiva